• La posibilidad de obtener tarjetas de crédito se concentra en clientes de altos ingresos, dejando fuera a poblaciones de clase media y media emergente.

Se estima que actualmente, menos del 15% de la población adulta de México tiene acceso a tarjetas de crédito que se concentran en clientes de altos ingresos. Eso deja fuera a las poblaciones de clase media y media emergente. Un gran desafío es que puede resultar muy difícil aprobar una tarjeta de crédito para clientes que tienen un mal historial crediticio o con dificultades.

Otro nuevo desafío que ha traído la pandemia por Covid-19 es que las personas no quieren ir directamente a una sucursal bancaria para solicitar una tarjeta de crédito.

Stori, la empresa de servicios financieros digitales que actualmente ofrece tarjetas de crédito para clientes desatendidos, recientemente anunció haber levantado más de 32 millones de dólares para ampliar el acceso a su producto a muchos más clientes en México.

Se ha registrado que nuestro país es uno de los mercados de comercio electrónico de más rápido crecimiento en el mundo y los clientes mexicanos buscan más y mejores formas de pagar en línea.

Ante esto, Stori se ha centrado en proporcionar acceso a tarjetas de crédito debido al gran valor que ofrece el producto, incluida la capacidad de realizar compras en línea, administrar los flujos y necesidades de efectivo a corto plazo y crear o reparar un historial crediticio.

Además, está resolviendo el problema de acceso mediante el uso de la tecnología, inteligencia artificial y modelos de originación únicos en el mercado, que se actualizan y mejoran continuamente para poder aprobar a más clientes.

Stori ofrece una experiencia de uso totalmente digital: desde realizar la solicitud, controlar la seguridad y recibir notificaciones en tiempo real, hasta administrar saldo en línea a través de la aplicación en el teléfono, con lo que está aumentando su base de clientes rápidamente, teniendo a la fecha más de 1 millón de solicitudes.

La cofundadora de Stori, Marlene Garayzar, señala al respecto: Ha sido asombroso ver a nuestro equipo lograr un crecimiento tan grande incluso durante la pandemia, el crecimiento mensual de nuevos clientes ha sido 14 veces superior al observado en enero de 2020. Nuestra gente y nuestras capacidades se diferencian verdaderamente de lo que he visto en más de 15 años de experiencia en servicios financieros en México.”

Stori planea seguir creciendo para brindar acceso a servicios financieros digitales a millones de clientes nuevos. Los inversionistas de la empresa incluyen fondos de capital de riesgo globales que tienen una sólida experiencia con algunas de las empresas de tecnología financiera más exitosas del mundo.