Inversiones

¿Cómo invierto mi dinero?

Si eres de los que ya cuenta con un ahorro y te gustaría hacerlo crecer, la opción de invertir es la indicada para ti. Una inversión consiste en poner a trabajar tu dinero buscando obtener una ganancia en el futuro, lo cual te podrá servir para cumplir una meta a mediano o largo plazo, para pagar la educación de tus hijos, tener un retiro digno, emprender un negocio, comprar una vivienda, o aquello en lo que tu decidas destinar ese dinero.

Para empezar a invertir no es necesario comenzar con una gran cantidad de dinero, puedes ir destinando un monto de tus ahorros o excedentes. Lo ideal es que tengas una cuenta en una institución financiera autorizada.

¿Cómo empezar? 

  1. Realiza un presupuesto que te ayude a identificar el estado de tus finanzas.
  2. Define el propósito de tu inversión, piensa para qué quieres el dinero y cuándo lo vas a necesitar.
  3. Establece el monto inicial de tu inversión y con la ayuda del ahorro podrás ir aumentándolo.

¿En qué puedo invertir?

  • Productos financieros como Cetes, Bonos, Pagarés con Rendimiento Liquidable al Vencimiento, Sociedades de Inversión mejor conocidas como Fondos de Inversión, entre otros.
  • Bienes raíces.
  • Emprender un negocio.

¿Qué debo saber antes de invertir?

Antes de invertir debes conocer bien a qué se refieren los siguientes conceptos

  • Instrumento de inversión: es el medio a través del cual inviertes tu dinero.
  • Rendimiento: es la ganancia obtenida por la inversión de tu dinero.
  • Riesgo: es la probabilidad de pérdida asociada a tu inversión.
  • Liquidez: es la facilidad con la que podrás disponer de tu dinero, por ejemplo: diario, mensual, cada 3 meses, anual, etc.
  • Plazo: es el tiempo durante el cual mantienes tu dinero en un instrumento de inversión. Generalmente una inversión de corto plazo dura menos de un año, una de mediano plazo entre uno y cinco años y una de largo plazo, más de cinco años.

¿En qué instrumentos puedo invertir?

    • Instrumentos financieros de renta variable. Son aquellos que al contratarlos, desconoces el rendimiento que te generarán al final del plazo que elijas. Es el método ideal para aquellas personas que pretenden invertir durante varios años para lograr mayores rendimientos. Entre este tipo de instrumentos se encuentran: las acciones y algunas sociedades o fondos de inversión.
  • Instrumentos financieros de deuda. Son aquellos que al contratarlos, ya sabes cuál será el rendimiento que obtendrás al finalizar el plazo, son de bajo riesgo y mayor liquidez o facilidad para disponer de tu dinero. Por ejemplo, Certificados de la Tesorería (CETES), Bondes, Pagarés con Rendimiento Liquidable al Vencimiento (PRLV), entre otros. La diferencia entre este tipo de instrumentos y los de renta variable es que los instrumentos de deuda están garantizados por el Gobierno Federal o Municipal que los emite, en cambio, los Instrumentos de renta variable, como las acciones, dependen de la estabilidad y funcionamiento de la empresa que los emite.

Toma en cuenta

  • Identifica los diferentes instrumentos que ofrece el mercado.
  • Infórmate, compara los productos entre las diferentes instituciones y elige la opción que te convenga.
  • No olvides diversificar tu inversión, (invierte en más de una opción) ya que es la mejor forma de disminuir riesgos.
  • Busca asesoría en instituciones financieras autorizadas, es importante conocer toda la información de los instrumentos y mecanismos que se te ofrecen.

Siempre ten presente que una inversión es por un tiempo determinado, tener paciencia es esencial, ya que si retiras tu dinero antes de que finalice el plan acordado, la institución te puede cobrar una comisión por dicho retiro y seguramente no verás resultados favorables. La mejor manera de alcanzar tus metas es mediante la constancia y la disciplina.

Leave a Response