Recientemente la Profeco publicó un interesante artículo en su blog con el tema de moda sostenible y slow fashion. Te lo dejo aquí:

Cada vez se busca una mayor innovación en cuanto a los materiales textiles usados para la fabricación de prendas y productos sostenibles, reduciendo notablemente su impacto medioambiental.

¿Qué es la Moda Sostenible?

Es aquella que aboga por la reducción de los recursos necesarios para la producción y la reutilización de los mismos en prendas de vestir y complementos que cumplan criterios de sostenibilidad ambiental (respetar el medio ambiente y el uso de materiales naturales u orgánicos). Es vestirse y consumir ropa con un intercambio más justo entre las partes implicadas en la producción.

La moda y su impacto

  • Las industrias de ropa y calzado contribuyen con más del 8% del impacto global y generan más del 20% en el desperdicio de agua.
  • A nivel mundial, el 80% de los textiles desechados van a un tiradero de basura. Solamente un 20% son reutilizados o reciclados.
  • La ropa que termina en los tiraderos puede permanecer allí más de 200 años y, a medida que se descompone, emite metano, un gas de efecto invernadero más potente que el carbono.

Acciones por la salud, la moda sostenible intenta ser una industria beneficiosa para la salud, pues las prendas ecológicas están hechas con materiales naturales. Todos libres de tóxicos y químicos peligrosos, lo que evita alergias e irritaciones en la piel.

La moda sostenible fomenta una actitud más responsable y ética frente al consumo.

Criterios de valor, desde su concepción ha sido una corriente de pensamiento, diseño, producción y uso de prendas o complementos basada en:

  • Minimizar el impacto medioambiental para preservar y mejorar la salud del planeta.
  • Garantizar los derechos laborales primando la transparencia a lo largo de todo el ciclo de vida y recuperación de una prenda.
  • Instaurar una economía circular basada en el crecimiento cualitativo, competitivo, eficiente e innovador frente al crecimiento únicamente cuantitativo.

Reciclaje de textiles

Los actuales métodos de reciclaje de textiles convierten menos del 1% de los materiales no reutilizables en nuevos textiles, mientras que la demanda de recursos sigue creciendo.

DESARROLLO DE TEXTILES SOSTENIBLES

Como parte de las innovaciones de la moda sostenible podemos mencionar el desarrollo de algunos textiles como:

TEXTILES CON CÍTRICOS

Desarrollados por las italianas Adriana Santanocito y Enrica Arena, quienes convirtieron los desechos cítricos en tejidos innovadores contribuyendo a resolver dos problemas: el impacto medioambiental y económico de la eliminación de restos de jugos cítricos y la necesidad de materiales sostenibles en la industria de la moda.

Santanocito y Arena desarrollaron diferentes nanotecnologías para extraer celulosa del jugo y convertirlo en un material apto para hilar, creando Orange Fiber®, un textil similar a la seda y la viscosa en aspecto y calidad.

FIBRA DE PIÑA

La doctora Carmen Hijosa logró elaborar un tipo de tejido natural, un textil no tejido, con características muy similares al cuero a partir de la creación de fibras procedentes de las hojas de piña, reforzado con biopolímeros (macromoléculas presentes en los seres vivos). El cuero textil hecho a base de dicha fibra es conocido en el mercado como Piñatex.

FIBRA DE PLÁTANO

Es una de las fibras naturales más fuertes del mundo, se le conoce también como fibra de musa. Se hace del tallo del árbol del plátano, es biodegradable y es muy durable.

Tiene ventajas sobre las fibras sintéticas, como la baja densidad, rigidez y buenas propiedades mecánicas. Además de ser reciclable, la fibra del plátano es similar a la fibra natural del bambú, pero su finura y resistencia a la tracción es mejor.

Dependiendo de qué parte del vástago del plátano se extrajo la fibra se pueden hacer numerosos tejidos con diversos pesos y gruesos. Las fibras más gruesas y resistentes se toman de las vainas externas, mientras que las vainas interiores dan como resultado fibras más suaves.

SETAS

Muchos diseñadores han recurrido al micelio, la parte vegetativa de un hongo (sus raíces) para su uso como fibra. El micelio tiene grandes propiedades como el aislamiento, la repelencia al agua, es antimicrobiano e incluso sirve para el cuidado de la piel. Estas propiedades son perfectas para usar en textiles, además de que es totalmente compostable (se degrada en su totalidad en el medio ambiente sin dejar residuos visibles ni tóxicos).

CACTUS

Se trata de una piel sintética hecha a base de nopal. Los mexicanos Adrián López y Marte Cázares son quienes han desarrollado esta innovación. Las bases del proceso son simples y no tienen un impacto negativo sobre el medioambiente.

ECONYL

Es un material fabricado por el grupo Aquafil y está hecho a partir de desechos de nylon. La forma en la que lo obtienen es a partir de materiales que lo contienen, como redes de pesca, alfombras, plástico industrial y cuerdas para escalar. El nylon se somete a un proceso que lo deja apto para fabricar nuevas prendas y darle otros usos. Lo mejor de todo es que este proceso de reutilización no tiene fin, porque se puede regenerar el nylon un número ilimitado de veces.

Se han desarrollado textiles hechos a base de manzana, café y algas marinas.

Consume informado

Puedes mantenerte a la moda sin llenar tu armario con ropa que está hecha para durar solamente una temporada, intercambiar ropa con amigos y arreglar algunas piezas que ya están en tu guardarropa, como coserles los botones que les hagan falta, parchar agujeros, leer bien las instrucciones de cuidado y conocer el método de lavado apropiado para alargar su vida útil.

Cuando compres ropa no lo hagas por impulso, en su lugar procura buscar prendas atemporales que nunca pasarán de moda, revisar la composición de sus fibras, que la tela no sea frágil y que las costuras se vean resistentes.

TEXTO ORIGINAL DE PROFECO